domingo, 30 de marzo de 2014

Tú eres Padre

Me basta saber, Dios mío, que Tú eres Padre,
Sé que me amas y eso me regocija, sé que lo puedes todo y eso me llena de confianza. 
A Ti que todo lo sabes te confío mi vida
Cuando me creo sola piensas en mí,
Cuando me desanimo tu amor me rodea, yo te olvido pero tu nunca te olvidas de mí, cada minuto de mi vida es un minuto de amor por tu parte.

Cuando el  pasado me desasosiega, tu perdón es bálsamo de mis recuerdos.
Si el porvenir me inquieta, vivo el don del momento presente  el minuto que encierra todo el porvenir porque es el instante que me regalas para amarte y fiarme de Ti. AMEN 

No hay comentarios:

Publicar un comentario