martes, 23 de abril de 2013

Rompiste mis cadenas (San Agustín)


Dios mío, haz que yo evoque
el tiempo pasado de mi vida
para darte gracias
y reconozca tus misericordias
para conmigo.                                                                                      
Que mis huesos rebosen de tu amor
y digan: Señor, ¿quién semejante a ti?
Tú rompiste mis cadenas,
y yo te ofreceré un sacrificio de alabanza.
Por Cristo Jesús, hombre,
mediador entre Dios y los hombres,
que es sobre todas las cosas,
Dios bendito por los siglos.
                             
(San Agustín. Cf. VIII, 1,1; VII, 18, 34)

1 comentario: